Sunny Jhanna

Bienvenidos a Sunny Jhanna, el sitio oficial de Las crónicas de Dae y Ruled by Spiders. ¡Gracias por visitarnos y regresad pronto!

Monday, May 04, 2015

El fin del mundo... otra vez

Escrita por Jason M. Hough, The Dire Earth es lo que en inglés llaman una novella, o sea, una historia que es demasiado corta para considerarla una novela, pero demasiado larga para poder etiquetarla de historia corta. Nomenclaturas aparte, esta historia es una precuela de la trilogía de ciencia-ficción de Hough que comenzó con The Darwin Elevator, y aunque confieso que jamás había oído hablar de dicha saga, Kevin Hearne (el autor de las Iron Druid Chronicles) recomendó la historia en su página web, y por noventa y nueve centavos decidí darle una oportunidad.

Según se nos cuenta en esta historia, en el futuro un virus desconocido fulmina a la mayoría de la población de la Tierra, y a gran parte de los que sobreviven los convierte en violentas bestias sedientas de sangre. Afortunadamente, la zona circundante al famoso Ascensor de Darwin no ha sido afectada, pero, desafortunadamente, esta área parece ser el único lugar seguro del planeta. ¿Acaso la presencia del Ascensor es la responsable de la aparente inmunidad de la ciudad? Pues no lo sé, porque no se explica en la historia.

Dicho Ascensor, situado en la ciudad australiana de Darwin, es una especie de cordón umbilical alienígena que apareció hace años y que conecta Darwin con lo que creo es una nave o plataforma espacial. Y si no estoy muy seguro de los detalles o del significado de esta claramente importante parte de la trama, es porque tampoco se explica.

La historia cuenta con varios protagonistas, todos ellos inmunes a la enfermedad. A lo largo de las algo más de cien páginas del relato, estos personajes, que empiezan sus aventuras en distintas partes del mundo, acaban conociéndose en Darwin y formando el grupo que supongo protagoniza la trilogía posterior. Al final de la historia, el grupo se sube a su nave y sale con dirección a Perth para embarcarse en una misión que me imagino debe ser el principio del primer libro de la serie, con lo que The Dire Earth no es sino un cuentecillo en el que un grupo de personajes descubre que el mundo tal y como lo conocían se ha ido al garete, y se juntan para hacer algo. Más de eso no se explica.

Supongo que, a estas alturas, ya os habréis dado cuenta de que esta historia me ha dejado bastante indiferente. Estoy seguro de que si me hubiera leído la trilogía antes de leer esta precuela, y hubiese empezado este relato conociendo a los personajes protagonistas, me habría encantado ver cómo se conocían y de dónde venía cada uno. Sin embargo, al no tener ningún tipo de información previa ni sobre los personajes ni sobre el escenario en el que transcurren sus peripecias (que simplemente consisten en descubrir que algo raro pasa, y en viajar de A a B), lo poco que se nos cuenta en esta historia, y lo manido tanto de la situación como de varios de los protagonistas, el conjunto en general me hizo encogerme de hombros y quedarme igual que estaba. Así pues, si el planteamiento de la historia os resulta interesante, sugiero que empecéis directamente con The Darwin Elevator, y que leáis este relato corto una vez terminada esa novela, o incluso la trilogía. Si la leéis, ¡no dudéis en dejarnos vuestros comentarios al respecto!

4 comments:

Nash said...

Zombines, fin del mundo, naves alienigenas, las historia puede ser muy buena o una autentica chufa... te leeras la trilogia??

finn5fel said...

Probablemente no, la verdad. No me llama mucho la atención, y como has dicho tú sobre las películas, sólo quiero leer libros que parezca que van a ser muy buenos. Esta trilogía, y más tras haber leído esta historia corta, no parece que vaya a ser fantástica, aunque a lo mejor me equivoco. Si tú acabas leyéndotela, ya me dirás qué te parece.

Halagan said...

Qué gustazo, Fel, da leer de cuando en cuando críticas tuyas de libros que no sólo no te han apasionado, sino cuya lectura encima no recomiendas. No sabes el peso que se me quita de encima, jajaja.

finn5fel said...

Jajaja. De nada, pues :)