Sunny Jhanna

Bienvenidos a Sunny Jhanna, el sitio oficial de Las crónicas de Dae y Ruled by Spiders. ¡Gracias por visitarnos y regresad pronto!

Sunday, May 01, 2016

El jardín (japonés) del Edén

Tokyo Ghost es una nueva serie de Image escrita por Rick Remender e ilustrada por Sean Murphy con colores de Matt Hollingsworth a la que le tenía echado el ojo desde antes incluso de que empezara a publicarse. Tras haber disfrutado inmensamente Chrononauts, tenía ganas de leer otro comic ilustrado por Murphy, y Tokyo Ghost sonaba de lo más interesante al mezclar acción futurista con samurai. Pero os lo cuento un poco mejor.

Tokyo Ghost transcurre en el año 2086, y nos presenta un futuro en el que todo el mundo es adicto a la tecnología y se pasa el día conectado a Internet sin salir al mundo real para nada. Éste es el caso del policía Led Dent, un bruto enorme que lleva una moto también enorme, y que es capaz de arrancarte los brazos por haber cometido un delito mientras mira una película porno en su pantalla holográfica portátil. Tratando de romper esta terrible adicción nos encontramos a su compañera, Debbie Decay, una de las poquísimas personas que jamás se enganchó a la tecnología, y que era novia de Dent hasta que el joven cambió sentimientos por entretenimiento digital. Desde entonces, y según Debbie, todavía son pareja, pero Dent apenas habla o la reconoce, así que la relación es más bien unidireccional.

Todo esto cambia cuando su jefe los manda desde su Los Ángeles natal a Tokyo para acabar con un dictador que ha creado una burbuja electromagnética que interfiere con la tecnología. Su misión es navegar hasta Tokyo, desactivar el campo electromagnético, masacrar a quien se tercie, y llevarse cuantos recursos puedan de vuelta a Los Ángeles. Sin embargo, ésta es precisamente la oportunidad que Debbie estaba buscando para escapar de su situación, pues la falta de tecnología en Tokyo podría ayudar a Dent a superar su adicción y volver a ser una persona normal. Así pues, Debbie se mete en el submarino con Dent y pone rumbo a Tokyo con la intención de no regresar jamás.

Una vez llegados a Japón, Debbie y Dent descubren que Tokyo es en verdad un paraíso natural, y que sus habitantes se rigen por el honorable código bushido de los samurai. Allí, todo el mundo colabora, se lleva bien, y vive una vida simple en la que lo importante es disfrutar de la naturaleza, darse a placeres sencillos, y tomarse las cosas con tranquilidad. Tan idílica existencia tiene todas las papeletas para durar eternamente, ¿verdad?

Pese a que os he contado la historia con bastante detalle, no os preocupéis que me he dejado muchísimas cosas en el tintero, y este resumen no os revela más que el marco en el que transcurre la acción. Dicha acción me ha encantado, y tanto la trama como los personajes me han hecho pasar un rato entretenidísimo tumbado en el sofá.

Ni qué decir tiene, las ilustraciones de Murphy me han parecido tan acertadas como en Chrononauts, y se nota que el artista se lo pasó en grande dibujando todas y cada una de las viñetas de los cinco números recogidos en este tomo. Así pues, y como ya os habréis visto venir, no puedo sino darle cinco estrellas a este primer volumen de Tokyo Ghost, y recomendaros que os lo leáis en cuanto tengáis la oportunidad. ¡Una lectura excelente!

Friday, April 29, 2016

Estáis todos invitados

Escrita por Phil Hay y Matt Manfredi, y dirigida por Karyn Kusama, The Invitation es una película que combina géneros como el drama, el thriller y el misterio de forma más que efectiva. El filme empieza con una pareja de camino a una fiesta a la que unos amigos suyos los han invitado. Una vez allí, el espectador se da cuenta de que, pese a que la fiesta parece ser una reunión de viejos amigos que hace tiempo que no se veían, hay algo raro, algo que no encaja; o al menos eso es lo que le parece al protagonista, pese a que su novia no comparte su opinión. ¿Podemos fiarnos de la percepción del protagonista? En principio uno diría que sí, pero según se va revelando su pasado y su relación con el resto de amigos, la cuestión va estando menos y menos clara. Y hasta aquí puedo leer.

The Invitation es una película independiente, sencilla, y sin más pretensiones que las de entretener, sorprender, y mantener al espectador en vilo sin que sepa qué va a pasar a continuación, metas todas éstas que alcanza sin ninguna duda. Crystal y yo nos lo pasamos en grande tratando de adivinar qué estaba pasando y cómo iban a terminar las cosas, y desde aquí os recomendamos que le echéis un vistazo. ¡Cuatro misteriosas estrellas!

Wednesday, April 27, 2016

El condado del miedo

Countless Haints es el título del primer volumen de Harrow County, una serie de terror publicada por Dark Horse escrita por Cullen Bunn e ilustrada por Tyler Crook. Este tomo recoge los cuatro primeros números de la serie, y nos presenta a Emmy una joven que, en la víspera de su decimoctavo cumpleaños, descubre que no es sino la reencarnación de una bruja que su padre y sus vecinos ahorcaron (y quemaron y acuchillaron). Como os podéis imaginar, a partir de ahí las cosas no hacen sino torcerse, y la vida de la pobre Emmy ya no volverá a ser lo que era.

La historia de Cullen Bunn es oscura y tétrica, y el autor la desarrolla a ritmo impecable, sin prisa pero sin pausa. Los personajes resultan tan reales como interesantes, y la situación de Emmy despierta tanto rechazo como compasión en el lector. Y las ilustraciones de Tyler Crook son fantásticas y tienen un estilo personal e inconfundible. Además, Crook se desmarca y colorea sus propios dibujos... ¡con acuarelas!, lo que le da un aspecto visual muy diferente al del resto de comics que se publican actualmente.

Si lo que os he contado os suena interesante, no lo dudéis ni un momento y haceos con este primer tomo de la serie, que no tiene desperdicio. ¡Cinco pavorosas estrellas!

Monday, April 25, 2016

Cervantes caminando

Aquí tenéis una animación de Cervantes caminando para un proyecto que J. Felipe "Molo" Molina y yo nos llevamos entre manos. ¡Espero que os guste!

Masacre en la sala de comunicaciones

Smochenco estaba fuertemente sujeto por el cinturón de seguridad y daba gracias por ello, ya que los blackpanther (vehículos blindados de transporte de tropas ariadanos) iban al máximo de su velocidad y no se estaban dejando ningún bache por coger. Mientras intentaba que su cabeza no golpease contra ninguna parte metálica del vehículo, Smochenco empezó a teclear en la consola de comunicaciones los códigos para recibir la transmisión del cuartel general.
En la pantalla apareció el coronel Yevgueni quien, sin ningún preámbulo, dijo:
-Teniente, la misión es de suma importancia. Hemos detectado un centro de transmisión de datos de Panoceanía. Tenemos que descargar los códigos de cifrado de sus instalaciones, que se hallan en cuatro consolas en el edificio central de la base. Una vez obtenidos los datos, sus hombres tendrán que transmitirlos a nuestra base central sin demora.
Dicho esto, la pantalla se puso en negro.
Smochenco miró la pantalla táctica en la que aparecían los tres blackpanthers en formación y las dos motos de exploración a unos dos kilómetros por delante de ellos. La base estaba a menos de cinco kilómetros, con lo que dio la orden de salir de los vehículos y desplegarse.
Rápidamente, sus tropas avanzaron hasta llegar al muro que protegía las instalaciones, pero los guardias de Panoceanía ya estaban muertos. Maldición… alguien se les estaba adelantando.

Mientras avanzaban, Yuri, el spetsnaz, abrió fuego con su ametralladora mientras informaba por radio.
-Contacto con el enemigo, señor. Un grupo de cuatro soldados de Aleph está huyendo por la zona noroeste de la planta. Creo que he derribado a uno.
Smochenco dio la orden de avanzar a toda velocidad. Los dos motoristas se adelantaron y lanzaron dos granadas de humo en las entradas de la sala de comunicación.
Dos highlanders avanzaron a la carrera hacia las instalaciones por la entrada oeste, y nada más asomarse uno fue abatido por un pulso flash.
Smochenco vio cómo el otro highlander lanzaba un grito y entraba en la sala lanzando con su chain rifle una llamarada de fuego letal desde la puerta. Desgraciadamente, también fue abatido.
Sin tiempo para pensar, Smochenco vio cómo un volunteer escocés y el chaseu entraban en la habitación empuñando también sus chains rifles calcinándolo todo.

Mientras, Uxia, que había avanzado por la base, detectó al comando de Aleph que había descubierto Yuri. Con su puntero laser marcó una pared de un edificio cercano y dijo por la radio:
-Soltad el paquete.
Treinta segundos después, Uxia veía como Margot aparecía en dicha pared empuñando su lanzagrandas y abría fuego contra la posición enemiga. Antes de que la explosión dejase de resonar en sus oídos, Duroc saltó por encima de una consola de mando y achicharró con sus dos chains rifles toda la zona, pero el enorme lobo recibió un impacto que lo mandó dos metros hacia atrás y lo dejó tendido en el suelo. Al parecer, un enemigo quedaba con vida. Sin esperar un segundo más, Uxia se asomó y vació el cargador de sus dos pistolas, derribando al último enemigo que quedaba en pie.
De entre el amasijo de cuerpos calcinado sólo pudo sacar una tarjeta de datos y transmitirla a la base. Duroc había hecho demasiados destrozos.
El francotirador Cateran vio cómo un soldado de Aleph se asomaba en la azotea de un edificio con un lanzamisiles, y tras tres rápidos disparos consiguió eliminarlo.
Uno de los exploradores bajó de su moto e intentó entrar a la sala de comunicaciones. El explorador pasó por encima de los cuerpos de los highlanders, solo para encontrar también el cuerpo del volunteer, el chaseur, y el de cuatro mirmidones. Todo el equipo estaba calcinado: de allí no podrían sacar nada de utilidad, y así se lo comunicó a Smochenco.
Las tropas de Aleph o corrían o estaban masacradas, pero la misión había sido un fracaso: no tenían los datos, y aquello no le iba a hacer ni puñetera gracia al Coronel.
Smochenco llamó a los transportes para que los recogiesen en la entrada del complejo, y se obligó a observar cómo cargaban los cuerpos de sus hombres caídos. Echando un último vistazo a las instalaciones de Panoceanía o más bien a lo que quedaba de ellas, Smochenco se subió al blackpanther dispuesto a recibir la reprimenda por el fracaso de la operación
Os dejo el vídeo del combate que hizo mi rival.

Sunday, April 24, 2016

Intriga sureña

Escrita por Lee Child, Killing Floor es la primera novela protagonizada por Jack Reacher, y el libro que empezó una saga que lleva ya veinte entregas publicadas. En esta primera historia, Child nos presenta a Jack Reacher, un ex-militar duro y capaz que se ve envuelto en una serie de asesinatos en un pequeño pueblo llamado Margrave, en Georgia. La trama se desarrolla con giros y sorpresas inesperadas, y Reacher y sus aliados van haciendo descubrimientos que los llevan inexorablemente a enfrentarse a los malos de turno, que como siempre no se preocupan por nada que no sea el dinero.

Killing Floor es una novela de lo más entretenida, aunque confieso que el estilo del autor se me hizo cansino más bien pronto. Porque al señor Child le encantan las frases cortas. Para narrar. Para describir. Para dialogar. Todos los personajes hablan así. Como si fueran ráfagas gramaticales. Pero es peor cuando narra. Porque agota. Bien pronto. Cuando hay diálogos, la cosa se hace más llevadera porque el ritmo es más natural: normalmente no solemos hablar usando frases largas, sino que solemos estructurar lo que decimos con frases cortas y espontáneas. Pero cuando el hombre se pone a narrar o describir, la cosa cambia, y a mí, personalmente, este recurso me sacó de la historia en cada capítulo, y me hizo prestar atención al estilo en vez de a la historia. Aun así, la trama es entretenida y los personajes interesantes, con lo que me vi atrapado por la novela casi desde el principio, y la devoré en cuestión de días. Le doy cuatro estrellas. Y os la recomiendo. Para pasar un rato entretenido.

Friday, April 22, 2016

Furia de titanes literarios

Miguel de Cervantes, genio de la literatura española, murió el 22 de abril de 1616, hace hoy exactamente cuatrocientos años. William Shakespeare, genio de la literatura inglesa, murió al día siguiente, hará mañana cuatrocientos años exactamente. Las probabilidades de que dos titanes literarios de su magnitud murieran menos de veinticuatro horas el uno del otro deben de ser astronómicas, y es algo que siempre me ha llamado la atención.

Para celebrar la efemérides, aquí tenéis un dibujillo rápido que hice en cuarenta minutos. Espero que os guste, y que rindáis homenaje a ambos autores estas fechas leyendo algún trabajo suyo.